La cantante inglesa Alesha Dixon se ha porpuesto conseguir este fin de semana un récord mundial realizando una actuación con el mayor número de bailarines sobre un escenario. Y para ello, interpretará su nuevo single, Let’s get excited escoltada por 250 personas. De esta forma, Alesha intentará conseguir el Guinness World Records Smashed en la cadena de televisión Sky One.

Y es que a Alesha le gusta rodearse bien. La prueba está en sus videoclips como ella misma reconoce: “Mi música es sobre todo bailar como si te sientieras en el matrimonio perfecto. Cuando realizamos los videos de Let’s Get excited y The Boy Does Nothing hemos tenido 60 o 70 bailarines y pensé que era mucho”. Ella misma explica cómo surge la idea de batir este récord: “Cuando Guinness nos dice que necesita 250 personas bailando la canción, pensé que había que crear un momento sorprendente en televisión. Cuando la gente lo vea, será como una explosión de energía y se animarán a bailar, que es una gran manera de hacer ejercicio y mantenerse en forma”.